jueves, 16 de agosto de 2018

"EN ESPAÑA ES MARTE Y TRECE".


 La imagen puede contener: 2 personas, personas de pie, cielo, océano, pantalones cortos, exterior, agua y naturaleza

"LLEGÓ EL MIEDO CON LA CRISIS".

.- Las mujeres inocentes.
Son nobles sin experiencia.
Son modestas en su inocencia.
Hay muchas que son ardientes...
Son ricas con sus conciencias.

Muy pocas en su residencia.
Quedan las que han amado.
No reciben lo que han dado.     
Valientes en su decencia...
Marchan a sitios lejanos.

Esta crisis me ha enseñado.
Que ser un buen dependiente.
Es ser malo e inconsciente.
Denunciado y rechazado...
Por hermosas residentes.

Llevándoles la corriente.
Asisten aún más galantes. 
A los muchos protestantes,
Porque así aflora la suerte...
Cae la pena; y son brillantes.

En la riña hay dos amantes.
La que manda y predispone.
En la cama es la que pone.
Con sus modos insultantes...
¡Y a envolver a los bribones!.

Hay amores y pasiones.
Hay pocos que se entristecen.
Otros muchos lo padecen,
Latiendo malas razones...
En un viernes que sea trece.

Es un día que se padece.
Con un martes hay bastante.
De los mucho que acontece.
Predispone muchas veces...
¡A ser muda y tolerante!.

En España es siempre martes.
Si es trece es una desgracia.
No se tolera con gracia.
Casi todo se va al traste....
Siendo de la aristocracia.

Su consumo es la vagancia.
Francesa de padre galos.
Va aumentando la distancia.
Los rellena con constancia...
Surgen pensamientos malos

Muy colmada de regalos.
Con vestidos muy hermosos.
El hombre es codicioso.
Soy muy fina en mis halagos...
Y él es guapo y muy gracioso.

Nunca lo veo orgulloso.
Y a veces hasta me planto.
Muy romántica le canto,
Siendo fuerte y vanidoso...
Tengo un frío desencanto.

Vivir de segundo plato.
Por esta crisis horrorosa.
Pero me veo tan hermosa,
Que lo poseo sólo a ratos...
Con aroma a vino y rosas.

Soy mujer y caprichosa.
Soy bella linda y muy corta.
Cuando mis pechos remonta.
Cabalgo muy perezosa...
Siendo moza; va a su costa.

¡Mis esperanzas están rotas!.
Es novicio y mentecato.
No le dura mucho rato.
Con diez minutos lo acorta...
Con desvergüenza lo aparto.

Hay algo que no comparto.
Nunca lo celebraría.
Si sus gustos retendría.
Con amigos en su cuarto...
Sabiendo que me quería.

Es cuando me entró su hombría.
Mi amado me espera puesta.
Muy desnuda y tan dispuesta,
Miro a sus ojos y sabría...
Que esperaba mi respuesta.

Desde la cama a la puerta.
Diez metros de envergadura.
Mis carnes las tengo duras.
Yo siempre gano la apuesta...
¡Esta noche es de locura!.

"Guti". "El Romancero".