domingo, 20 de febrero de 2022

"YO LA ESPERO CADA NOCHE".

"SOÑANDO EN LA LEJANÍA"

.- Se fue a un sitio lejano.
Fue mi amante los tres años.
Mis peticiones en vano...
Su lejanía me hizo daño.

Era mi alma y mi apaño.
Mis días en línea oscura.
La conocí en Los Baños...
Donde hice mis locuras.

Las noches eran muy duras.
Ella me pedía en exceso.
Sin vestido y sin la muda...
Con abrazos y con besos.

Besaba sus grandes pechos.
Acariciando sus rosa.
Quedaba mirando al techo...
La penetraba amorosa.

La vida tiene estas cosas.
Son pocas las que me quedo.
Hay algunas muy graciosas...
Pero sólo veo enredos

Lo mismo le chupo un dedo.
Que chupo lo que me ponga:
Me lo decía sin miedo...
Soy cristiana no soy monja.

¡Que esté dura y no se encoja!.
Que crezca y tenga salida.
Con la cabeza muy roja...
Que sea grande y altiva.

Es la obsesión de su vida.
Que entrara hasta su garganta.
Tenía escenas divertidas...
De su marido muy harta.

La peticiones por carta.
Conmigo queda rendida.
Es el vicio el que le aparta...
Lo hacíamos a escondidas.

Se sentía sola y perdida.
Esa es su amarga condena.
Sus ilusiones vendidas...
¿Para que quería más penas?.

Un divorcio era candela.
Su familia era cristiana.
Transcendental y canela... 
Mala su tía Sebastiana.

Ya quedan pocas semanas.
En dos meses ella regresa.
A mi ya me salen canas...
¡Cuando venga estará presa!.

Autor: Jesús Gutiérrez Pascual.- Guti.

"MEJOR UN AMANTE QUE UN MARIDO".

"SOÑANDO EN LA LEJANÍA".

.- Se fue a un sitio lejano.
Fue mi amante los tres años.
Mis peticiones en vano...
Su lejanía me hizo daño.

Era mi alma y mi apaño.
Mis días en línea oscura.
La conocí en Los Baños...
Donde hice mis locuras.

Las noches eran muy duras.
Ella me pedía en exceso.
Sin vestido y sin la muda...
Con abrazos y con besos.

Besaba sus grandes pechos.
Acariciando sus rosa.
Quedaba mirando al techo...
La penetraba amorosa.

La vida tiene estas cosas.
Son pocas las que me quedo.
Hay algunas muy graciosas...
Pero sólo veo enredos

Lo mismo le chupo un dedo.
Que chupo lo que me ponga:
Me lo decía sin miedo...
Soy cristiana no soy monja.

¡Que esté dura y no se encoja!.
Que crezca y tenga salida.
Con la cabeza muy roja...
Que sea grande y altiva.

Es la obsesión de su vida.
Que entrara hasta su garganta.
Tenía escenas divertidas...
De su marido muy harta.

La peticiones por carta.
Conmigo queda rendida.
Es el vicio el que le aparta...
Lo hacíamos a escondidas.

Se sentía sola y perdida.
Esa es su amarga condena.
Sus ilusiones vendidas...
¿Para que quería más penas?.

Un divorcio era candela.
Su familia era cristiana.
Transcendental y canela... 
Mala su tía Sebastiana.

Ya quedan pocas semanas.
En dos meses ella regresa.
A mi ya me salen canas...
¡Cuando venga estará presa!.

Autor: Jesús Gutiérrez Pascual.- Guti.